sábado, agosto 16, 2014

Contemporáneos

Le escribía a Malena Levin a proposito de una obra que duplica el piano en un cassete...

Un poco de diferencia [de altura]  es bonito.  Si hay mucha diferencia de altura  con el cassete suena desafinado (o suena como música contemporanea que es peor, ja ja ja!!).

Que gran estereotipo el de la música contemporánea. Los conservatorios compraron todos números de esa rifa! Lucio Capece, clarinetista y amigo, dijo algo muy bonito que me dejó pensando...
Lo que uno [vulgarmente] llama música contemporéanea es la música europea posterior a la guerra (posterior a las dos guerras mundiales). Es una música que expresivamente se corresponde con su lugar y su época, la devastada europa de la post guerra. Los americanos de ese momento bien entendieron que se podía hacer otra (otras) cosa (cosas) ... con una pequeña ayudita del imperio detrás, claro, no es lo mismo patear calefones en Lanús en la fábrica del Cacho que patearlos en una party de Andy Warhol en pleno loft de Nueva York, ja ja ja!!

Disonantes, consonantes, pianisimos, fuertes, determinados, randoms... que bonita paleta nos dejo el siglo veinte.

Para cerrar, aqui bajo algunas líneas..
sepan disculpar el fraserío:

Emulando a Feldman... 
Chi va piano, va sano e va lontano (chi va forte va alla morte)... 

Boris Vian agregaría al final: 
e viva la libertà!

y mi hermosa mamá diría:
vos sos la única que sabés lo que querés hacer...  y va a estar bien.

Aguante el conurbano!